Header Ads

SexReport | El infarto en la mujer (y el hombre)

Alejandra Glez. Noda | S.C. de Tenerife

corazón dibujado de forma artística
© Pixabay

El dolor en el pecho que se extiende hacia al brazo izquierdo lo reconocemos muy rápido como un síntoma del infarto agudo de miocardio (IAM). Sin embargo, este no es la única manera en la que nuestro cuerpo nos avisa. Sobre todo, en el caso de las mujeres ya que ellas suelen confundirlos con otros problemas de salud. De hecho, solo el 39 % de ellas reconoce los síntomas frente el 57 % de los hombres. Lo recoge el estudio “Hombre y mujeres ante un IAM, ¿actuamos diferente?” presentado en el Congreso SEC de las Enfermedades Cardiovasculares 2017.

Los principales motivos que encontraron para estos resultados son: mayor edad y menos estudios en las mujeres afectadas. También encontraron que ellas tardan más en llegar al hospital. En caso de infarto la rápida actuación es muy importante, por eso se deben conocer las señales para recibir ayuda lo antes posible. El considerar el infarto como una enfermedad de hombres provoca que estemos desprotegidas e ignoremos a qué tenemos que estar pendientes.

Los síntomas de Infarto Agudo de Miocardio (IAM) son:

  • Dolor en el pecho. Molestia incómoda o dolor. Es frecuente tanto en hombres como en mujeres. Que el dolor se extienda hacia el brazo izquierdo (o ambos brazos) es más frecuente en hombres, pero también se da en mujeres. 
  • Dolor en espalda o mandíbula. En mujeres el dolor tiende más a extenderse a hombros, espalda y cuello. También a la mandíbula. 
  • Sensación de ahogo. Falta de aire y dificultad al respirar. A veces, puede ser el único síntoma. 
  • Dolor de estómago. En la parte alta del abdomen. 
  • Náuseas y vómitos. Más frecuente en mujeres. Riesgo de ignorarse al creer que se trata de un problema gastrointestinal o de ansiedad. 
  • Cansancio. Cuando se presenta ningún motivo aparente. 
  • Ansiedad
  • Sudor frío. No se puede confundir con la menopausia pues esta provoca calor. 
  • Cambios en la coloración de la piel. 
  • Mareos.
Se pueden presentar solo algunos de ellos o aparecer en diferentes combinaciones (es muy raro tenerlos todos). Se inician en estado de reposo o de ejercicio y no se detienen con el paso del tiempo. También es común el sentirse indispuesto en los días anteriores. Ante la presencia de varios es necesario acudir a urgencias para recibir la atención necesaria. Hacemos énfasis en la mujer ante el probado mayor desconocimiento, sin embargo, los hombres también pueden presentar los síntomas arriba mencionados. Al final puede que no se trate de un infarto, pero cuando nuestro cuerpo nos avisa de que algo va mal es importante acudir al médico para poder conocer el problema e iniciar el tratamiento.
©