Header Ads

Game Boy Micro, la pequeña bestia

Jesús V. | Isla Cristina (Huelva)

Nintendo apostaba nuevamente por un rediseño de la mítica Game Boy Advance SP, a su vez de la Game Boy Advance. Es la tercera consola portátil, y última, que saldría con la denominación de Game Boy. Con un tamaño más pequeño que las tarjetas de crédito convencionales, La Micro venía con las mismas especificaciones de base de sus predecesoras en un cuerpo más pequeño. La pequeña bestia de Nintendo venía con ganas de ser un nuevo paso en el, casi, monopolio de la gran N en consolas portátiles. 

Se hizo con casi 3 millones de unidades vendidas en el tiempo que estuvo a la venta, un buen empuje para unas ventas que se estancaban pese a la revolución Pokémon que ha acompañado a cada generación de consolas de la compañía nipona. El videojuego más vendido, cómo no, es Pokémon en su versión Rubí y Zafiro. Esta consola también traía la, pionera por entonces, cambiar la carcasa de la misma y personalizarla al gusto al estilo de carcaras de los smartphones de la actualidad. 

La Game Boy Micro ha sido una consola que no ha sido muy conocida por el gran público pero que es, hoy día, casi de coleccionista. Si aún tienes una, busca juegos, recupera tu cable de alimentación y regresa a los buenos tiempos de perderte en los bosques de Pokémon o los cientos de juegos que tiene en su catálogo. Predecesora de la Nintendo DS, que venía a revolucionar, más, el mundo de las consolas portátiles gracias a Nintendo y su innovación. 
©