Header Ads

El favismo

Por Lidia Beatriz | Santa Cruz de Tenerife



A colación de la entrada sobre los compuestos fávicos desde el punto de vista toxicológico, quiero hablar sobre el favismo; otra forma de conocer esta enfermedad es deficiencia de glucosa-6-fosfato deshidrogensa. Se trata de la deficiencia enzimática más común en el mundo, es una deficiencia hereditaria ligada al cromosoma x.

Gracias a esta enzima, entre otras muchas cosas, podemos obtener lo que se conoce como poder reductor. Dicho poder reductor es necesario para evitar el estrés oxidativo de las células, sobre todo los eritrocitos que dependen de esta vía de manera exclusiva. Las personas con la deficiencia de glucosa-6-fosfato deshidrogenasa que están en contacto con sustancias oxidantes no son capaces de gestionarlo a nivel de los glóbulos rojos y se produce su ruptura (lisis), lo que llamamos hemólisis. Por lo general, la vida media de los eritrocitos, en ese caso, es inferior al de otras personas, debido a que la hemoglobina se oxida y desnaturaliza.


Muchos fármacos causan oxidación (como el ácido acetilsalicílico), por eso es importante conocer si un paciente padece favismo a la hora de hacerle cualquier recomendación o recetarle algún compuesto. Como explicó la compañera en su momento, el nombre «favismo» se debe a las habas o 'faves' (el nombre científico de la planta es Vicia faba de la familia Fabaceae) que contienen el compuesto (super)oxidante vicina. El ejercicio intenso también es un potente oxidante para nuestro organismo, lo que llevaría también a la lisis eritrocitaria.

Al tratarse de una enfermedad genética recesiva, muchas personas son portadoras y no presentan síntomas, pudiendo transmitir la enfermedad y que su descendencia sí que presenten la deficiencia. Los individuos con favismo pueden presentar anemia y esto conlleva debilidad, palidez, mareos... Deben tener extremo cuidado con las sustancias oxidantes, porque la crisis hemolítica es un hecho grave. Sin embargo, teniendo en cuenta lo que pueden tomar y lo que no, pueden vivir de forma normal.

Como curiosidad, quisiera añadir que, en los países castigados por la malaria, tener un déficit de la glucosa-6-fosfato deshidrogenasa es una ventaja respecto al resto. Los causantes del paludismo (Plasmodium falciparum, P. malaire P. vivax y P. ovale) necesitan introducirse en los glóbulos rojos para completar su ciclo de vida. Las personas con favismo renuevan sus eritrocitos con  mayor frecuencia (como dijimos, su vida media es más corta) por lo que podríamos estar ante una ventaja adaptativa. 
©