Header Ads

Aumento de riesgo de neumonía por el uso de corticoides inhalados

Por Lidia Beatriz | Santa Cruz de Tenerife.


Se ha demostrado que el uso de corticoides inhalados aumenta el riesgo de sufrir neumonía en pacientes con EPOC o Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica. Estos fármacos se usan como primera elección en el tratamiento de dicha dolencia. Aunque el mecanismo de acción no ha sido establecido con detalle, se cree que la utilidad de los corticoides inhalados reside en la supresión del componente inflamatorio de las vías respiratorias.

En 2007, se realizó un estudio con una duración de tres años. En él se establecieron dos grupos de pacientes con EPOC. Uno de ellos fue tratado con placebo y el otro con un corticoide inhalado, la fluticasona. Los pacientes tratados con el corticoide mostraron mayor propensión a padecer neumonía frente al grupo que sólo recibió placebo. Los corticoides inhalados empleados en la EPOC son: beclometasona, budesonida, flunisolida y fluticasona.

La actual revisión ha estudiado todos los ensayos realizados desde entonces, los cuáles han crecido exponencialmente. De toda la información analizada se puede extraer que:

•Los pacientes con EPOC que son tratados con corticoides inhalados presentan mayor riesgo para sufrir neumonía.
•Dependiendo de la gravedad de la EPOC, tabaquismo, edad avanzada y bajo peso el riesgo aumenta.
•La relación beneficio-riesgo sigue siendo favorable hacia el empleo de los corticoides inhalados.

¡Atención! No hay que abandonar el tratamiento, sólo tener presente que esta relación existe y ajustarnos a las pautas médicas. Los corticoides e inhaladores deben dispensarse siempre con receta debido a los riesgos que conlleva su uso. 
©