Header Ads

14 de Abril, Día de la República, Parte II

Alegoría de la República
Tras la dimisión de Azaña por presiones políticas y religiosas, subió al poder el que será recordado como el gobierno conservador o negro, el cual va desde noviembre de 1933 hasta febrero de 1936, el comienzo de la Guerra Civil. Al ser un gobierno de derechas republicano, tenían ganas de cambiar las medidas y las leyes que el gobierno de Azaña había sacado adelante en el principio de la segunda república. También fue curioso los cambios constantes de gobierno, hasta 8 en dos años, principalmente el último. Para llegar a formar gobierno, la CEDA tuvo que apoyar con sus concejales pese a no hacer la declaración pública de adhesión a la República. Aquello fue considerado por los monárquicos alfonsinos de Renovación Española y por los carlistas como una “traición” por lo que iniciaron los contactos con la Italia fascista de Mussolini para que les proporcionara medios de alcance para derribar a la República y restaurar la Monarquía.

Uno de los principales pilares del gobierno de Lerroux era cambiar las reformas impuestas por los socialistas republicanos, aunque para sorpresa de muchos no quería anularlas si no dar el "toque de derechas" a las mismas. Nuevamente en abril comenzaron las reformas, en esta ocasión el día 20 en el que se aprobó la ley que dejaba libre a todos los detenidos por el golpe de estado del 32. Esta ley trajo consigo la dimisión de Niceto Alcará - Zamora por falta de confianza al gobierno, fue reemplazado por el valenciano Ricardo Samper que llegaría a presidir uno de aquellos 8 gobiernos. En el ámbito militar nada cambió salvo la intención de atraer a los altos mandos derechistas para paliar la desbandada que sufrió el ejército.
Bandera de la CEDA
(Confederación Española de Derechas Autónomas)
El tema religioso era un pilar importante en cuanto a disputas y enfrentamientos así que intentó aprobar varias leyes que finalmente no contaron con el apoyo de los demás partidos, como la supresión de dos tercios del sueldo a los clérigos que estuvieran en un municipio menor a 3000 personas. En cuanto al cierre de las escuelas católicas, nada pudo conseguir ya que para prorrogar el cierre de las mismas pero el Vaticano se opuso ya que pedía la revisión de la Constitución, algo que no se podía contemplar siquiera en el gobierno. En el ámbito social y agrario fue algo más complicado ya que en el primero la contra reforma que solicitaban los empresarios y fue rechazada de plano debido al poder que aun mantenía UGT en el pueblo y pudieron combatir aquel intento cambio.

Ricardo Samper
Las reformas impuestas por el gobierno de Azaña fueron suprimidas y cambiadas en el ámbito agrario, por lo cual los jornaleros se echaron a la huelga y recibieron por toda respuesta "¡Comed República!" La parte regional fue polémica ya que varios estatutos de autonomía fueron paralizados, como el del País Vasco, quedando así a medias y con el consiguiente enfado de muchas de las autonomías de España. Con tantos problemas en el gobierno, se entiende que sean lógicos los cambios de gobierno y que duraran tres meses a lo máximo. La CEDA retiró el apoyo al gobierno de Ricardo Samper y fue ahí donde comenzó el principio del fin de la República.

Queda mucho por contar y ahora hablamos a grandes rasgos. Próximamente entraremos en materia de profundidad y conoceremos más las complicadas posiciones políticas del país en aquella época. En la tercera parte hablaremos del Frente Popular y de los últimos meses de la II República.


Jesús V. 

No hay comentarios

©