sábado, 23 de enero de 2016

La verdad sobre los antigripales

La gripe es una enfermedad infecciosa causada por un virus. Entre sus síntomas se encuentran dolor muscular, fiebre alta, congestión nasal, estornudos, tos, escalofríos… Se contagia cuando las gotas, enviadas al aire por un portador, son inhaladas. No existen medicamentos para curarla. Y se distingue de un resfriado porque los síntomas mencionados son más severos.


Cuando se padece una gripe hay que ser paciente y esperar que nuestro cuerpo responda adecuadamente. Por diversas razones, hay personas que no superan esta infección que, en la mayoría de los casos, no es grave. Por ello, cada año se pone en marcha una campaña de vacunación destinada a proteger a las personas con más riesgos, en caso de padecer la infección, y que el personal sanitario no la contagie. 

Los medicamentos empleados son los antigripales (aunque en algunos casos y tipos de gripes se emplean antiretrovirales) y su función es sintomática. En su mayoría contienen paracetamol, fenilefrina y clorfenamina. Algunos también cuentan en su composición con cafeína y dextrometorfano. 
•El paracetamol alivia el malestar general (dolor muscular) y quita la fiebre. 
•La fenilefrina y la clorfenamina son descongestionantes nasales por vasoconstricción. Están totalmente contraindicados en hipertensos. 
•El dextrometorfano es un antitusivo que no puede ser tomado por asmáticos ni asociado con expectorantes. 
•La cafeína evita la somnolencia que pueden causar algunos descongestionantes nasales y potencia el efecto de los analgésicos y antiflamatorios. 

Por la sencilla razón que los virus no son seres vivos (aunque existe un dilema en este sentido y que abordaremos en otra entrada) tomar antibióticos es totalmente inútil e irresponsable. El tratamiento utilizado sólo alivia los síntomas y no actúa en el progreso de la enfermedad. 

Para reforzar nuestro sistema inmunitario frente la gripe se puede recurrir a tomar medicamentos naturales:
• La echinácea es una planta que aumenta las defensas. Sólo puede ser tomada durante tres o cuatro semanas, pero es de gran ayuda para afrontar con éxito un estado gripal. 
•Oscilogrip-y otros similares-es un medicamento homeopático que ayuda a mitigar los síntomas y que la infección remita más rápidamente. 

La conclusión de este artículo es que, tomemos o no medicamentos químicos (u alopáticos), la gripe tiene su progreso natural que suele ser de una semana. Pero existen remedios que nos ayudan a pasarla con menor malestar.

Lidia Beatriz.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Copyright © VM Noticias | Designed With By Blogger Templates
Scroll To Top