Header Ads

Elimina el vello con azúcar

Desde hace siglos, el vello ha sido una molestia estética para las mujeres. En los últimos años también los hombres han decidido declararle la guerra. Muchos centros estéticos emplean la tecnología para eliminarlo con menor o mayor éxito, pero también puedes conseguir los efectos de un centro de belleza en tu propia casa.

La cantidad de vello varía con el sexo, teniendo los hombres un pelo más abundante, grueso y duro por norma general. No obstante, también existe variabilidad interpersonal. Es decir, hay hombres menos velludos que otros y lo mismo para las mujeres. Estas últimas pueden verse afectadas por una herencia genética que las hace especialmente velludas o por un desequilibrio hormonal llamado hirsutismo.

Los egipcios de la antigüedad y en algunas zonas orientales empleaban el azúcar para hacer desaparecer el incómodo pelo corporal. Un método que se ha descubierto es mucho más cuidadoso con la piel, siendo una alternativa para aquellas personas que no pueden aplicarse otros métodos. Para preparar el mejunje sólo necesitas azúcar, limón y agua. Estos tres sencillos ingredientes podrán incluso eliminar de forma permanente tu vello facial, si eres mujer (puesto que la fuerza es menor que en varones). El azúcar y el agua actúan como exfoliantes, mientras que el limón es astringente y esclarecedor del color.
Depilación Facial
1. Toma un recipiente.
2. Mezcla dos cucharadas de azúcar, dos cucharadas de limón y 10 cucharadas de agua.
3. Aplica la pasta en la dirección de crecimiento del vello.
4. Deja actuar durante 15 minutos.
5. Lava con agua fría, mientras frotas con cuidado.
Si tomas una rutina de hacerlo dos veces en semana, tu vello facial se reducirá de manera increíble. Pero no resulta útil con la eliminación instantánea, para ello continúa a la siguiente receta.
Depilación de Brazos, Piernas y Otros
1. Toma un cazo.
2. Mezcla dos tazas de azúcar, zumo de medio limón y media taza de agua.
3. Calienta a fuego medio-alto, mientras remueves (agitar la mezcla). Tienes que esperar a que adquiera un color ambarino similar al de la miel.
4. Deja enfriar, pero que esté suficientemente caliente como para manejarlo.
5. Toma la pasta y haz una bola que extenderás en el sentido contrario al nacimiento del vello y tira hacia atrás. (O al contrario, aplicar a favor del crecimiento y tirar).
La receta varía según la persona que la hace, dependiendo de su experiencia. Pero ésta es una forma estándar de elaborarla.

Finalizo este artículo con un vídeo para que veas por ti mismo la elaboración y resultados.



¿Conocías este método? Anímate a contarnos tu experiencia.
©