Header Ads

¿Una Fórmula 1 femenina?

Hace un tiempo que se está planteando de crear un campeonato de Fórmula 1 femenino. Es una idea que Bernie Ecclestone lleva tiempo intentando sacar adelante  y lo cierto es que está creando bastante polémica.


La idea es que exista un mundial paralelo al masculino, donde sólo participen mujeres; como ocurre en multitud de deportes. Consistiría en que cada escudería de Fórmula 1 tenga un tercer coche destinado a ser conducido por una piloto en el Mundial femenino y que correría en el mismo gran premio y en los mismos circuitos.


Para las mujeres piloto es una idea magnífica puesto que sería una oportunidad buenísima para darse a conocer en un mundo donde es muy complicado que una mujer llegue a competir. 

Pero no todas se han mostrado a favor, por ejemplo Susie Wolff probadora de Williams se han posicionado en contra, todo lo contrario a la española Carmen Jordá o Alice Powell que prefieren separarse que intentar llegar a una idílica F1 mixta.


¿Por qué si lo vemos en tenis, baloncesto, golf o incluso fútbol no se va a poder ver en Fórmula 1?

El tema del patrocinio no es problema, todos sabemos el dinero que mueve este deporte del motor y para los fabricantes de automóviles la mujer ha adquirido un papel muy importante dentro del sector. La calidad tampoco se puede cuestionar. Una Fórmula 1 como 10 o 12 mujeres en la parrilla daría mucho espectáculo, las pilotos serían competitivas, mostrarían su esfuerzo y satisfacción por haber llegado hasta allí.



El automovilismo es uno de los pocos deportes donde no hay categorías femeninas específicas, salvo algunas escasas excepciones– todo lo más se ofrece Copa de Damas a la mujer mejor clasificada. En el mundo de la moto, por contra, sí que las hay, aunque sobre todo en especialidades off road.

De momento cinco mujeres han tomado la salida de un Gran Premio de Fórmula 1 (Maria Teresa de Filippis, Lella Lombardi, Divina Galica, Desiré Wilson y Giovanna Amati), Susie Wolff tenía la ilusión de ser la quinta mujer, pero Williams truncó su sueño, lo intentó Simona de Silvestro, la española María de Villota, que sufrió un accidente pilotando un F1 y ahora lo intenta su compatriota Carmen Jordá, pero sin mucho éxito.


Una barrera más que hay que romper, con muchas mujeres dispuestas a hacerlo. Veremos en que queda todo.

©